Prohibición de esparcimiento de purines ganaderos

Los plazos se acabaron y las prórrogas se finiquitaron. Desde este miércoles, 1 de enero, el esparcimiento de purines ganaderos en fincas de toda España bajo los sistemas de plato o abanico queda definitivamente prohibido. Los labradores que no se atengan a los estrictos criterios fijados en un decreto aprobado a finales del 2017, que pone fin a estas prácticas, tendrán que asumir la retirada de ayudas de la PAC.

El real decreto responde a exigencias de la Unión Europea sobre la necesidad de reducir el nivel de emisiones de amoníaco (NH3) de España. Además, se busca aumentar el contenido de materia orgánica del suelo para luchar contra el cambio climático global.

Una solución para este problema es la utilización de compost, ya que es un producto fertilizante, natural, con abundante materia orgánica y aporte de nutrientes.

Los comentarios están cerrados.